descripcion

viernes, febrero 23, 2007

AK-47, EL ASESINO DEL MUNDO

El fusil de asalto Kalashnikov es el arma militar más extendida en todo el mundo. Se calculan alrededor de 70 millones repartidos por todo el globo.
Es el arma preferida de milicias, bandas armadas, cuerpos de seguridad, rebeldes etc..., que violan derechos humanos y operan al margen de las leyes internacionales.
Mucho se habla de la proliferación de armas de destrucción masiva, y muchas son las normativas, pero se presta poca atención a este tipo de armamento ligero.
Este asesino es el culpable de matanzas, mutilaciones, abusos sexuales, torturas, etc..., en sitios que van desde EEUU y Gran Bretaña a Sierra Leona, Venezuela o Yemen.

“Con frecuencia, la gente me pregunta si siento remordimientos por el
sufrimiento humano que causan los ataques con los AK-47. Les explico que
diseñé esa arma para defender a la patria rusa de sus enemigos. Por supuesto
que me entristece y me siento frustrado cuando veo que utilizan mi arma en
escaramuzas armadas, y también cuando las veo en guerras depredadoras y
usadas para fines terroristas y criminales. Sin embargo, en última instancia, no
son los diseñadores los que deben asumir la responsabilidad sobre a dónde van
a parar finalmente las armas; son los gobiernos los que deben controlar su
producción y su exportación.” 2
(General Kalashnikov, inventor del fusil de asalto AK-47)

Varios millones de AK-47 fueron suministrados a diferentes regímenes durante la Guerra Fría, pero además actualmente se produce en cantidades de decenas de millones lo que facilita su adquisición a precios muy asequibles. Un Kalashnikov nuevo cuesta 240 US$ en una fábrica rusa. En África se puede conseguir por 30. Miles de Kalashnikov jordanos se adquirieron por EEUU para las fuerzas de seguridad iraquíes a 60 US$ la unidad. Cualquiera de nosotros podría tener un arsenal en casa.

En este negocio están implicadas desde redes internacionales de tráfico de armas hasta agencias gubernamentales.
Un importante comprador es el Departamento de Defensa de los Estados Unidos. La fuerza de la UE para el mantenimiento de la paz en Bosnia y Herzegovina (EUFOR), y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) hacen constar que entre 2004 y 2005, más de 350.000 fusiles AK-47 y otras variantes fueron transferidas de Bosnia y Herzegovina, y Serbia y Montenegro, supuestamente destinadas a Irak, mediante una cadena de contratistas privados que operaban en nombre del Departamento de Defensa de los Estados Unidos.

En las zonas de África el Kalashnikov es sinónimo de muerte y destrucción. El mal uso que hacen los combatientes de estos fusiles de asalto ha sido el responsable de millones de muertos en Angola, RDC, Chad, Liberia, Mozambique, Sierra Leona, Somalia, Sudán, Uganda, etc...
Su relativo poco peso y fácil manejo lo han hecho susceptible de ser utilizado por los niños soldado:

“Nos ordenó que saqueáramos todo lo que tenían, que los hiciéramos huir y
que destruyéramos sus casas (...) Nuestro comandante nos ordenó matar a
cualquiera que ofreciera resistencia. Me ordenó personalmente que hiciera eso y
les dijo a dos soldados que me vigilaran y que me mataran si me negaba a
obedecer. Así que maté. Disparé sobre esa gente. Me trajeron a una mujer y a
sus hijos y los tenía que meter en un agujero y enterrarlos vivos. Gritaban y me
suplicaban que los perdonara y les dejara ir, y me apiadé de ellos. Pero cuando
miré por encima del hombro y vi a los dos soldados que me vigilaban, me dije a
mi mismo: “Si les dejo ir, los soldados me matarán”. Así que proseguí con lo
que estaba haciendo, y enterré vivos a la mujer y a sus hijos para salvar mi
propia vida.” 23
(Olivier empezó su vida como niño soldado cuando tenía 11 años en la RDC)

Pero este uso indebido ya no solo afecta a África, se ha extendido por todas las partes del mundo generando conflictos, hambre y pobreza.
Para los narcotraficantes el AK es su amuleto de la buena suerte. Los señores de la droga y sus soldados lo llaman el “cuerno de chivo” por la forma curva de su cargador.

Este fusil está llegando a demasiadas manos inadecuadas mientras unos canallas sin escrúpulos se llenan los bolsillos.
Recordemos que es un arma automática que puede disparar 600 balas por minuto y que vacía un cargador de 30 balas en 3 segundos.
Este fusil militar no se puede utilizar para una vigilancia civil o como recurso policial.

Esperemos que alguien pueda tomar cartas en el asunto.

Intermon Oxfam, Amnistía Internacional y la Red de Acción Internacional contra las Armas Ligeras (IANSA) han lanzado conjuntamente una campaña internacional con el objetivo de lograr una regulación eficaz del comercio de armas que mejore de modo sustancial la seguridad de las personas ante la amenaza de la violencia armada.




Fuente: Intermon Oxfam (El AK-47 la máquina de matar preferida del mundo)

miércoles, febrero 21, 2007

INFORMÁTICOS, FUTBOLEROS Y MUY FRIKIES

Atención a estos taraos de ASCII-WM 2006. Estos tios que definen su web como como “la mejor, más ridícula y redundante implementación gráfica del ASCII”, (para los que no lo sepais es el American Standard Code for Information Interchange — Código Estadounidense Estándar para el Intercambio de Información. Es una sencilla codificación de caracteres para el intercambio de información. Las letras que veis en todas vuestras pantallas, vamos) crearon este espacio para ver el Mundial de Alemania 2006 en ASCII.

Solo tenias que abrir una conexion telnet a ascii-wm.net 2006 y fiesta, futbol en ASCII.
Yo, sinceramente no le encuentro ninguna utilidad pero me descojono pensando en estos frikies con sus birritas viendo el partido. Brutal.

Lo he comprobado y se ve. Rollo peli porno codificada en el antiguo plus, pero se ve.

Aqui os dejo un enlace a un video: fragmento de un partido en ASCII.


Se necesita tener instalado QuickTime Video para verlo: Descárgalo aqui


Fuente: www.papelcontinuo.net

miércoles, febrero 14, 2007

EL GRITO DEL CINE

Si nos preguntaran cuál es el grito más famoso del cine, todos, sin lugar a dudas contestaríamos que el de Tarzán. Pues no. El grito más famoso de la historia del cine es el grito Wilhelm.

En 1951, un ingeniero de sonido grabó en unos estudios los gritos cortos de dolor de un actor. La serie de seis gritos iba a ser usada en la película Tambores Lejanos, para una escena en la que un hombre es comido vivo por un cocodrilo. La grabación se archivó en la librería de efectos de sonido de la Warner Bros y se volvió a usar en una multitud de películas desde entonces. Bastante tiempo después, otro ingeniero de sonido, Ben Burtt, se dió cuenta de esto. Consiguió localizar la grabación original (en una cinta etiquetada como "Hombre comido por cocodrilo"), aunque decidió bautizarla como Wilhelm, un soldado alcanzado por una flecha en la película La Carga de los Jinetes Indios, y en la que lanza el mismo grito. Desde entonces, Ben adoptó el grito como una especie de firma personal, y lo ha incluído en todas las películas en las que ha trabajado, incluyendo las sagas de Star Wars e Indiana Jones. Con el tiempo, se ha convertido en una especie de broma entre los responsables del sonido de Hollywood, especialmente en Skywalker Sound. Sigue apareciendo en cualquier película, y hay verdaderos fanáticos que lo han localizado en sitios tan dispares como Ha nacido una estrella (con Judy Garland) o una película de Goofy.


Gracias Sergi por tus iluminarias aportaciones



LOS GÜEBONES

Para vuestros momentos de ocio y recogimiento os quiero recomendar la siguiente web: Los Güebones.

Es la web de las paranoias mentales de César Sarachu, Bernardo en "cámera café", y sus coleguillas como Esperanza Pedreño "Cañi".

César Sarachu forma actualmente parte del elenco de la compañía sueca Unga Klara del Stadsteatern en Estocolmo, sí, sueca y en Estocolmo (la bomba, el colega). En el año 2002 protagonizó el multipremiado corto “Möte med ondskan” de Reza Parsa. Ocasionalmente ha participado en producciones españolas como el corto “El Expreso Nocturno” de Imanol Ortiz, por el que recibió el premio AISGE al mejor actor en el festival ZINEBI 2004 de Bilbao.

Los videos son realmente buenos. Os dejo uno que me han enviado como referencia.
Es realmente tremendo.



viernes, febrero 09, 2007

MERCADERES DE LA MUERTE

La próxima semana, la corte suprema de la India fallará ante el recurso presentado por la empresa farmacéutica Novartis.
India se comprometió en el 2005 a acatar las reglas de la OMC (Organización Mundial del Comercio), según las cuales, la patente de un fármaco nuevo e innovador tiene una duración de 20 años. A parir de ese momento, se puede empezar a producir y comercializar copias baratas de ese fármaco, los llamados genéricos. Las empresas farmacéuticas justifican la duración de esas patentes y el abusivo precio de los fármacos en el hecho de que deben recuperar la inversión en investigación y desarrollo.
Una vez acabado el plazo, algunas de estas empresas intentan hacer pasar una modificación por una versión nueva del mismo fármaco para así, “repatentar” el producto. Pero, ¿quién debe decidir si es una modificación o una versión nueva?.
Resulta que India es uno de los mayores fabricantes y exportadores de genéricos del mundo. El anterior gobierno indio aprobó una ley por la cual reservaba el derecho a la oficina de patentes de decidir si un producto era nuevo o una innovación.
Dicha oficina ha denegado la patente al fármaco glivec, un medicamento muy efectivo destinado a curar un tipo de leucemia, a Novartis alegando que no es una novedad, por lo que el gigante farmacéutico presentó recurso, no contra este hecho, sino contra la ley.
Algunas ONG como Intermón Oxfam y Médicos Sin Fronteras temen que si el pleito se decanta en favor de la farmacéutica siente jurisprudencia y no puedan acceder a otros genéricos que la India exporta a países pobres.

En un mundo globalizado y de un capitalismo radical, lo que menos importa es si mueren cien o cien mil. A pesar de los aparentes gestos humanitarios, la farmacéutica vela por sus intereses y la India por los suyos. No olvidemos que es el mayor exportador de genéricos del mundo y es una de las bases de su economía. Además los precios de dichos genéricos a veces llegan a ser 5 veces el salario anual de un nigeriano o de un trabajador medio en Camerún. Que no nos engañen, ni con su victimismo unos, ni con su piedad y amor al prójimo los otros.
Parece mentira que haya unas inversiones estatales millonarias en armamento y deficientes en salud. Es como si eligieras pegarte un tiro en vez de tomarte una aspirina cuando te duele la cabeza. Como puede ser que dejemos el comercio de fármacos indispensables en manos de estos mercaderes de la muerte. Cómo es posible que en pleno siglo XXI haya millones de muertos por el mero hecho de haber nacido pobres. Pues muy fácil, porque la gente paga lo que haga falta por su vida y algunos, sólo algunos, incluso por la de los demás..




lunes, febrero 05, 2007

CUENTOS DE LA GUADAÑA

2


(segunda entrega, ver cuentos de la guadaña 1)


Eddy, había sido un escritor de prestigio. Hacía seis años que no publicaba ninguna novela. Desde que su mujer lo abandonó, no había levantado cabeza. El whisky ahogaba cada una de sus palabras. Se había convertido en un hombre irascible y descuidado.
- Oh, sí, sí, perdone, ese soy yo, aunque es raro que la gente me reconozca, es una época decadente para el género - ¿Le gusta esa clase de literatura?
- Profundamente. Soy un estudioso del tema. Me interesa mucho la muerte
Su voz tenía un tono grave, áspero. Recitaba cada sílaba pausadamente.
- ¿La muerte?.
- Sí, la muerte, la puerta a la otra vida, el centinela entre lo conocido y lo desconocido.
- Ah, ya, ya. Replicó Eddy, como queriendo cortar la conversación. - «ya me ha tocado otro colgado»- pensó
- ¿No es eso lo que escribe en sus libros?
- Entre lo que uno escribe y lo que cree puede haber serias diferencias.
- ¿En su caso, las hay?
Eddy buscó su petaca en el bolsillo interior de la chaqueta. Llevaba su nombre inscrito y una calavera gravada. Un regalo de su editor. Jodido chupasangre. Echó un largo trago.
- Desde luego. Espetó. Aunque dudaba de su propia apreciación.
- ¿Ha perdido la fe?
- ¿A qué se refiere?
- Un escritor debería estar implicado con lo que escribe. Es responsable de sus palabras
- ¿Implicado dice?. ¿Por qué no le cuenta eso a mi mujer?. ¡He perdido mi vida implicándome en su jodida muerte!. Sabe una cosa. La estoy esperando. Que venga, ¡que venga con su puta guadaña a buscarme!, no tengo nada que perder, no me queda nada.
- ¿En serio?, ¿en serio desea eso?. Tenga cuidado con lo que dice.
- ¿Qué tenga cuidado con qué?
- Con lo que dices Eddy
- ¡Pare aquí mismo, me bajo!. Estoy harto de esta conversación
El vehículo se detuvo en seco.
- ¿Cuánto le debo?
- Me debes mucho, Eddy. Replicó el taxista, ahora tuteándole, cómo si lo conociera de siempre.
- Pero vamos a ver, esto es una broma ¿no?, es eso, ¿quién te ha contratado?, eres un actor ¿verdad?. ¿Ha sido Carmen?. ¿Ha sido mi mujer?. ¿Quién coño eres tu?.
Eddy intentó ver su cara mirando al retrovisor, pero estaba totalmente empañado. De pronto un chasquido sobresaltó a Eddy. Se habían cerrado todas las puertas del coche.
- Loco hijo de puta - gritó a la vez que se lanzaba sobre el taxista.
Sus brazos intentaron agarrarlo del cuello pero lo único que consiguió hacer fue abrazar el vacío, sus brazos habían atravesado por completo a aquella persona, o lo que fuese.
- Dios santo, ¿qué... qué pasa aquí?, ¿qué coño eres?
- ¿Quieres morir Eddy?
No había escuchado la pregunta. Estaba realmente asustado. Su cuerpo de nuevo se había quedado inmovilizado. Su pecho le pedía a golpes salir de allí. Temblaba como si la temperatura hubiera bajado diez grados de golpe.
Por unos instantes su mente volvía a funcionar, había tomado la decisión de escapar de allí. Sus puños golpearon con fuerza los cristales de las puertas una y otra vez. Su esfuerzo fue inútil. Tenía miedo, una gota de sudor frío le recorría la frente, el taxista volvió a preguntar.
- ¿Qué sabes de la muerte Eddy?
Eddy estaba demasiado nervioso para poder pensar con claridad, se preguntaba por qué, porqué, una y otra vez, como le podía estar pasando una cosa así.
Los cristales del vehículo estaban totalmente empañados, no se veía el exterior. Todo se había convertido en una gran caja de sorpresas en la cual estaba metido y no sabía como salir, tenía que serenarse - «serénate, tranquilo, esto no está pasando» - se repetía frenéticamente - «serénate, toma el control» - sus pulsaciones estaban bajando - «quizá sea material para un libro, joder siempre pensando en el trabajo, eres incurable Eddy, pero esta vez es real y estás acojonado»
- ¿Qué eres? - preguntó Eddy con la voz entrecortada
- ¿Quieres que te lleve al otro lado, Eddy?
No pudo contestar, no podía articular ni un sólo sonido aunque su mandíbula estaba casi desencajada de intentar hacerlo, se estaba quedando sin aire. De pronto, los cristales del coche empezaron a proyectar imágenes horripilantes, imágenes hechas del vaho, del último aliento de los que ya no están con nosotros. Aquellas imágenes le gritaban con sonidos indescifrables de un mundo desconocido, le contaban historias, historias del otro lado...





Proximamente la primera historia: Oscuridad

jueves, febrero 01, 2007

CUENTOS DE LA GUADAÑA

1

-¡Joder!, las cuatro de la madrugada y ni un puto taxi por aquí - condenaba Eddy Tiggs mientras se entretenía haciendo danzar un cigarrillo entre las yemas de los dedos.
La calle estaba desierta, callada, hasta el viento parecía chillar. Al otro lado de la calle un vagabundo intentaba arroparse con dos pares de periódicos viejos haciendo de un portal su pequeño hogar. Por un momento a Eddy le pareció que aquel hombre le estaba mirando, sí, aquella persona le miraba, pero sus ojos, sus ojos no eran normales, irradiaban un brillo inusual, y la expresión de su cara, ¿qué intentaba decirle?, le estaba poniendo nervioso. Eddy pocas veces se encontraba en ese estado, era un hombre frío, calculador. A primera vista casi parecía desagradable, su rostro era afilado y sus ojos parecían haberse cristalizado, creando una forma geométrica fina y alargada. Era alto y extremadamente delgado, y al caminar daba la sensación de encorbarse hacia delante.
Eddy se había quedado clavado. Aquella mirada lo había dejado como un trozo de hielo de un metro ochenta y cinco centímetros de altura. Su mente se había quedado en blanco. Por un momento recobró el conocimiento y empezaron a brotar en su cabeza imágenes que su oscuro cerebro había creado, que su imaginación había enlazado durante años en miles de folios. Sus ojos pestañearon y volvieron a centrarse en...¿en qué?, el vagabundo había desaparecido y no había dejado rastro alguno. Solo un montón de periódicos viejos revoloteaban sin ton ni son en aquel sucio portal.
«¡Dios santo!, escribo demasiado. Belcebú, no juegues conmigo» - pensó. Una sonrisa se dibujó en su rostro. De pronto, mientras apuraba el cigarrillo consumido hasta el filtro.
- ¿Le llevo a algún sitio?
¿Cómo?
Un vehículo había aparecido allí como por arte de magia. El taxi que tanto anhelaba
Que si le llevo a algún sitio amigo - insistió el taxista. La visera de una gorra ensombrecía su rostro.
- Si gracias, perdone, es que..., nada, olvídelo
- Pues suba joder, que no son horas, cualquiera le puede dar un susto.
Eddy posó sus manos en el techo y volvió a mirar hacia el portal. Había algo que no podía explicar, quizás era una simple sensación de inseguridad y de incredulidad al mismo tiempo.
«No sé, no sé...a la mierda» - pensaba mientras tomaba asiento en la parte trasera del vehículo.
- Buenas noches, fumaré si no le importa.
- No no, adelante. ¿Le importaría a usted darme uno? - preguntó el taxista.
- Claro hombre, no faltaba más - contestó Eddy mientras hurgaba en el bolsillo derecho de su larga gabardina negra. - Ahí tiene - acercándole la cajetilla de tabaco.
- Gracias.
El vehículo se puso en movimiento, parecía flotar sobre el asfalto. Un pasajero no distinguiría que se está moviendo si no fuera por el cambio del paisaje a través de las ventanillas.
- Hacía siglos que no fumaba uno de estos - comentó el taxista.
- ¿Lo había dejado?
- Es una larga historia, ¿a dónde le llevo?
- Salga de la ciudad y después ya le indicaré
- ¿Siempre dejas lo mejor para el final, Eddy?
¿Cómo dice?, ¿le conozco?
Me conocerás, yo en cambio a ti te conozco muy bien
- ¿De qué coño está hablando?
Usted es Eddy Tiggs, el escritor de terror ¿verdad?


Continuará...