descripcion

miércoles, mayo 16, 2007

EL MILAGRO DE LA VIDA

Ayer, en el capítulo de House rememoraron una de los momentos más bellos e increibles de la historia de la medicina. Vieron como un feto de apenas 21 semanas cogía el dedo del cirujano mientras practicaban una operación intrauterina.
Hace algún tiempo, una amiga me envió una presentación de powerpoint con la historia real. Ahora me encantaria compartirla con vosotros.

Esta historia es la historia de Samuel Armas, un niño sano en la actualidad con un pasado espectacular, peligroso y adorable.

Julie y Alex Armas viven en Georgia, Estados Unidos. Ambos deseaban fervientemente tener un bebé. Ella, con 27 años de edad, había sufrido dos abortos naturales y finalmente se quedó embarazada.
A las 14 semanas Julie comenzó a sentir fuertes calambres y se le hizo un barrido por ultrasonido que mostró que el feto se estaba desarrollando en mala posición dentro del útero. Su cerebro estaba deformado y su espina se estaba saliendo de la columna deformada: tenía lo que se llama espina bífida.
Julie y Alex pensaron en abortar, legalmente permitido en Georgia, Estados Unidos.
Julie, desesperada, encontro en Internet un centro de cirugía avanzada en la Universidad Vanderbilt en Nashville, Tenneessee. La pareja se puso en contacto con el Dr. Joseph Bruner.
La espina bífida no tiene cura pero sí se puedía intentar limitar los serios daños celebrales que se podrían manifestar si no se actuaba a tiempo. No había tiempo que perder
La intervención era considerada de alto riesgo y despertó controversias pues rompe el principio medico que afirma que el riesgo no debe ser superior a los beneficios.
Julie lo tenia claro: ¡no me preocupa que el bebe no pueda caminar, ¡solo quiero un bebe que me reconozca!. Si se prevenía el desorden antes del nacimiento era muy posible que su cerebro no sufriera problemas serios.
También eran conscientes de que no se podría practicar una cesárea para salvarle la vida puesto que no hay avances suficientes para asegurar mantener con vida a un feto de 21 semanas.
Durante la intervención, el cirujano extrajo el útero mediante una cesárea y practicó una pequeña incisión a la bolsa para operar a Samuel.
Se fijó el dia 19 de agosto de 1999 para realizar la operación.
Cuando casi había acabado su intervención, el Dr Bruner vió como una pequeñita mano salia por la incisión y se aferraba a su dedo. Se quedó completamente paralizado durante unos segundos, mientras acariciaba la diminuta manita de su paciente. Era como si Samuel le estuviera dando las gracias por curarle.




Entrevista al Dr. Joseph Brunner,
médico que realizó esta cirugía.
"NO VOLVERÉ A HACER UN ABORTO"

Tras realizar una cirugía intrauterina en Samuel, un feto de solo 21 semanas que se aferró a su mano, la vida cambió para el doctor Brunner.
"El aborto en los Estados Unidos es legal y yo creo que es una opción muy personal, aunque desde que Samuel tocó mi mano nunca más podré realizar abortos en mujeres con niños que presenten malformaciones."

¿Cómo vivió el momento cuando Samuel tocó su mano?
"Recuerdo que estábamos moviendo a Samuel dentro del útero, preparándolo para la cirugía y de pronto ...su mano salió del útero...Solo puedo decir que se produjo algo muy natural, como cuando cada ser humano presiente que otro ser humano le va a dar la mano y sencillamente la toma, la coge y eso hice...Sin pensarlo acerqué mi mano a la suya. ¡Fueron solo unos instantes porque, me di cuenta de que tenía que seguir operando ...(se ríe). Si no hubiéramos operado a Samuel, habría estado condenado a morir..."

¿Le ha ocurrido algo similar con las otras operaciones?
"¡Fue un momento tan personal, los sentimientos que surgieron en mí son muy íntimos! En cada operación se produce algo muy especial con el feto, porque sus padres me dicen cuanto lo desean, lo quieren y durante la operación yo tengo su vida en mi mano, en la palma de mi mano. A veces, los padres me dan mensajes, me dicen cosas que les gustaría decirles a su hijo.¿Qué posibilidades tiene Samuel de tener una vida normal? Bueno, Samuel aún no nace; hicimos la operación en agosto y ahora(*) tiene 36 semanas de gestación y probablemente lo traeremos al mundo pronto; creo que a fines de la próxima semana. Esperamos que Samuel sea capaz de caminar, quizas durante los primeros tiempos necesite algún tipo de soporte o ayuda ortopédica. Realmente esperamos que pueda tener una larga y feliz vida."

Samuel Alexander Armas es el feto más pequeño que ha sido operado hasta ahora. Padece de una anomalía llamada espina bífida, que tiene un orígen aún no determinado, pero que deja la columna vertebral abierta, lo que inevitablemente daña la médula espinal. Por lo general los niños quedan inválidos. La nueva técnica permite sacar un feto del útero materno, operarlo, reinsertarlo e introducir el útero nuevamente en la madre.
"Uno de los impactos de esta nueva técnica es que agrega una nueva perspectiva al tema del aborto. En mi país y creo que en casi todos los países donde el aborto es legal, el feto no tiene derechos legales ni identidad, pero con esta nueva técnica quirúrgica estamos desafiando esos conceptos. ¡Si un médico puede diagnosticar y tratar un feto, eso lo convierte en un paciente! Y si el feto es un paciente, entonces, es una persona...Y las personas tienen derechos y privilegios y un status legal" planteó el especialista. A su juicio, la nueva técnica reabre un dilema para la sociedad.

(*) La cirugía se realizó en agosto de 1999 y la entevista poco tiempo después.


Simulación de la intervención en House


¿Qué pasó luego?

Samuel llegó al mundo el día 2 de Diciembre a las 6:25 PM pesando poco menos de 3 kilos y midiendo 52 centímetros. Nació a las 36 semanas pero vino al mundo llorando. No tuvo que pasar demasiado tiempo en la unidad prenatal y ambos, madre e hijo, estuvieron en su casa el día 6 de Diciembre. Después de analizar su cerebro con ultrasonido, el neurocirujano de Samuel se mostró muy optimista sobre su evolución, no presentando malformaciones ni hidrocefalia.

Mueve sus piernitas muy bien desde la cadera y algo desde las rodillas. En el útero estaba medio dobladito y el ortopedista cree que tiene buenas chances para caminar. Comenzará la terapia física la próxima semana para trabajar algunas de sus rigideces en las piernas, como resultado de haber estado doblado en el útero. Se alimenta muy bien.



Gracias Vero por tu espectacular aportación

2 comentarios:

Anónimo dijo...

También me llegó el emilio con la histario de Samuel (y también vi el episodio de House)y la verdad que aluciné muchísimo y me emocionó un montón.
Creo que es algo increiblemente asombroso y maravilloso.

Besos.

Vero

Vito Corleone dijo...

Dios mio...peroe sto es increible,no sabñia nada hasta ahora...que barbaridad,no me lo puedo creer,estoy alucinando con la foto...21 semanas...vaya mano...jajajaja que pasada es la naturaleza...es que es increible,que eso salga de un chorro de esperma y el utero de la mujer...(perdon por decirlo de una manera un tanto ordinaria)...joer,me ha conmovido la verdad,que pasada.